Sigue cayendo la industria de medianas y grandes en la capital, esta vez –1.8% en el segundo trimestre

Autor: 
Vivian Cristina Sierra Ibáñez

En el segundo trimestre del año, la gran contribución a la caída la hace el sector de “Farmacéuticos, jabones y otros químicos”, cuya caída fue de -12,8%.

tn__AO_9598.jpg
Foto:OdeBogotá

En el segundo trimestre del año, la producción industrial de medianas y grandes en Bogotá cayó 1,8%, y en lo corrido del año (primeros seis meses), la caída es de –0,9%. Por su parte, Cali y Medellín caen 2,1% y 2,0% respectivamente, mientras que la región que más crece es el eje cafetero que lo hace apenas en 0,6%. El empleo industrial, completa nueve trimestres de caídas consecutivas; en esta ocasión cayó 2,0%. El sector “farmacéuticos, jabones y otros químicos” aportó con -1,6 puntos porcentuales a esta caída.

Producción industrial en Colombia vuelve a caer en el segundo trimestre del año

Luego de haber alcanzado crecimientos durante los dos trimestres anteriores, 0,4% para el último trimestre de 2013 y 4,4% en el primer trimestre de 2014, la dinámica de la producción industrial nacional en el segundo trimestre del año vuelve a declinar, al registrar una variación anual porcentual de -0,3%. No obstante, hay que resaltar que esta variación, por su tamaño, no se considera como una fuerte caída, se puede concluir que prácticamente no varió. En el segundo trimestre, tres, de seis regiones analizadas, redujeron su producción industrial. En su orden: Cali (-2,1%), Medellín (-2,0%) y Bogotá (-1,8%).

Por su parte, las regiones que tuvieron variaciones positivas fueron el Eje Cafetero, Barranquilla y Santanderes, donde la que más creció fue la primera con apenas 0,6% de incremento. Sin embargo, es de resaltar que con el último dato, dichas regiones completan cinco trimestres consecutivos de crecimientos, con el Eje Cafetero como la que más ha crecido en estos períodos, a un promedio de 8,0%. Se debe tener en cuenta que en 2014 la semana santa tuvo lugar en el segundo trimestre y en 2013 la tuvo en el primero, razón por la cual la muestra se ve afectada por una semana de menor producción industrial en este año. Respecto a la variación acumulada durante el semestre la industria de medianas y grandes empresas en Colombia se incrementó 1,96%.

Bogotá vuelve a la tendencia a la baja en la producción industrial

La producción industrial en Bogotá durante el segundo trimestre del año cayó 1,8% frente al mismo periodo del año anterior. El último trimestre que Bogotá registró crecimientos considerables en su producción industrial fue, a excepción del trimestre inmediatamente anterior, el tercer trimestre de 2011, con una variación de 6,6%. En lo corrido del año (primeros seis meses), la caída es de 0,9%.

De los sectores que componen la industria en la capital, la gran contribución a la caída la hace el sector de “Farmacéuticos, jabones y otros químicos”, cuya reducción fue -12,8%, lo que hizo que le restara 1,6 puntos porcentuales a la dinámica de la ciudad. Entre las razones que explican esta significativa caída se encuentra la considerable reducción de exportaciones de jabones y detergentes que se ha venido presentando desde el primer trimestre. De hecho, a junio de 2014 la reducción de exportaciones bogotanas hacia Ecuador de champúes para cabello fue -34% y de -12,6% hacia Perú; de preparaciones capilares del -30,4% hacia Ecuador, -28,4% hacia Perú y -47,9% hacia Panamá donde también se redujo las ventas externas de preparaciones de belleza en 16,3%. Adicionalmente, la falsificación y el contrabando han afectado negativamente la operación industrial.

Otro sector que redujo su producción fue el de “Hilatura, tejedura y fabricación de productos textiles”, su caída fue de 9% en el segundo trimestre. Al ver las importaciones del sector, se encuentra que entre enero y junio de 2014, las importaciones de productos textiles de la ciudad han aumentado 13,9%. Como es bien sabido, la industria nacional ha encontrado en las importaciones de este tipo de bienes un fuerte competidor en el mercado interno. Desde el lado de los sectores que más aportaron al crecimiento, se encuentran “Vehículos automotores, autopartes”, cuyo crecimiento fue de 24,5%, lo que se tradujo en 1,8 p.p. de crecimiento. Sobre lo anterior es importante resaltar dos cosas: 1) Este sector viene de caídas considerablemente altas en los últimos años (de alrededor de 30%), por lo que la base sobre la cual se calcula el crecimiento estaría relativamente baja, y 2) La reactivación de la industria se debe principalmente al buen momento de la facturación de carros está el ritmo de la economía interna y el hecho de que, a medida que la gente tiene más ingresos, sube el ánimo para comprar o renovar carro, la menor tasa de desempleo, el incremento del empleo formal y el aumento de confianza de los consumidores facilitan hoy la decisión de un hogar de comprar vehículo. Según cifras del sector, este año se estima que todas las empresas venderán 305.000 carros, 3,6 por ciento más que en el 2013.

El otro sector que tuvo dinámicas interesantes fue el de bebidas, que presentó un crecimiento de 9,0%, lo que significó una contribución de 0,4 puntos porcentuales al total del sector industria. A lo anterior le siguen “Fabricación de artículos de plástico y caucho” que creció 2,3% y “Fabricación de prendas de vestir, excepto las de piel”.

Ventas industriales también caen

Las ventas de las industrias medianas y grandes de la ciudad cayeron -2,3%, 0,7 p.p. por debajo de Colombia, que cayó -1,6%. De hecho Bogotá fue la región cuya caída en las ventas fue más profunda. Le siguieron Cali y Barranquilla con -1,8% y Santanderes con -1,6%. En la capital, de manera similar a lo ocurrido con la producción, pocos sectores fueron los responsables de la caída en las ventas: “otras industrias manufactureras” que redujeron sus ventas 21,1% y “farmacéuticos, jabones y otros químicos” que cayeron 8,2%. Entre estos dos sectores, le restaron –2,1 p.p. al crecimiento de las ventas industriales capitalinas. Por su parte, la “fabricación de prendas de vestir, excepto las de piel” aumentó sus ventas 18,6%, seguido de “confitería, café y otros productos alimenticios” (3,4%), y “fabricación de artículos de caucho y plástico” (2,5%). El sector de vehículos aumentó sus ventas en 2,3%.

Empleo industrial continua a la baja

El empleo de las medianas y grandes industrias de la ciudad continúa registrando caídas. Con el dato de -2,0% en el segundo trimestre del año se completan nueve trimestres seguidos de variaciones negativas, a un promedio de -1,8%. A excepción del Eje Cafetero, que continúa con buenas dinámicas, creciendo en esta ocasión 4,9%, las demás regiones no registran resultados positivos. Barranquilla es la región cuyos ocupados disminuyeron más: -3,7%.

Por sectores, se tiene que “fabricación de maquinaria y equipo” cayó -7.3%, seguido por las actividades de edición e impresión (-8,1%) y, como es de esperarse, los “farmacéuticos, jabones y otros químicos” que cayeron 4,6%. Aunque “Transformación de carne y sus derivados”, “fabricación de artículos de caucho y plástico” y “confitería, café y otros productos alimenticios” fueron los sectores que más contribuyeron positivamente, el dato es marginal: apenas 0,7 p.p. entre los tres sectores. Ahora bien, en cuanto a la calidad del empleo se refiere, las cifras tampoco son alentadoras.

Respecto al tipo de contratación en Bogotá, los trabajadores contratados de manera permanente disminuyeron 0,7% y los temporales lo hicieron en 1,3%. Por tipo de trabajador, la caída en la contratación del personal de administración y ventas fue de -1.2%, mientras que el personal perteneciente al área de producción cayó -0,8%. Estas cifras son consecuentes con las de desempleo que publica la Gran Encuesta Integrada de Hogares donde se evidencia una reducción de cerca de 51.000 empleo en el segundo trimestre del año respecto al mismo periodo en 2013 en el empleo industrial de Bogotá.

Los empresarios son optimistas

Según los resultados de la EOIC de la Andi en junio, el 55% de los empresarios considera que la situación de su empresa no va a cambiar, mientras que el 40,9% considera que a mejorar. Los más optimistas son los de “hilatura, tejedura y acabados de productos textil” y los “alimentos”. Por su parte, solamente el 4,1% de los industriales consideraron que su situación estaría peor en los próximos meses.

Compartir este artículo

No olvide: 

Las ventas industriales cayeron 2,3%, en el segundo trimestre, la caída más profunda desde el segundo trimestre de 2013. Los vehículos automotores y autopartes despegan. Su crecimiento del 24,5% es producto de las millonarias inversiones de la ensambladora instalada en Bogotá, y de las buenas dinámicas y expectativas de la economía en general. El sector de “fabricación de prendas de vestir, excepto las de piel” se destaca. Su producción creció 5,7% y sus ventas 18,6%. En cuanto a las expectativas, la industria nacional no es pesimista en cuanto a su futuro.

Temáticas: 
Publicaciones: