La percepción de confianza de los bogotanos mejoró en abril

Autor: 
Nohora Sánchez

En abril, los bogotanos tuvieron una valoración positiva tanto de la situación económica actual de la ciudad como frente a los próximos seis meses.

tn_098b5605.jpg
Fotografo ODE

En abril, los bogotanos tuvieron una valoración positiva tanto de la situación económica actual de la ciudad como frente a los próximos seis meses. El optimismo de los bogotanos involucra hogares, comerciantes e industriales. El Índice de Confianza del Consumidor -ICC-, calculado por Fedesarrollo para Bogotá, re-veló que entre enero y abril la percepción de confianza de los capitalinos ganó 14,6 puntos porcentuales (p.p.) y se ubicó en -15,2%, situación que puede obedecer a los mejores resultados presentados por la mayor parte de las variables económicas de la capital.

Es un hecho que a los bogotanos les genere mayor sensación de favorabilidad la dinámica económica en el corto y mediano plazo. Lo anterior, como resulta-do de la reducción en la tasa de desempleo, el dina-mismo del sector manufacturero y el crecimiento del PIB; a su vez, debido a la mayor percepción de seguridad y las buenas expectativas que genera el lanza-miento de nuevos proyectos de vivienda en la capital, el desarrollo de infraestructura vial y no menos importante, la consecución de un ambiente más propicio para el desarrollo humano, una vez lleguen a buen término los diálogos de paz. Puede concluirse entonces, que los indicadores de confianza son una manifestación de aprobación y apoyo a las más recientes decisiones de política anunciadas para la capital.

Además, es importante destacar que los bogotanos se muestran más optimistas que los habitantes del resto del territorio nacional respecto a 2016. De hecho, en abril, la capital obtuvo una mayor puntuación frente al país en los índices de percepción calculados de manera independiente por Fedesarrollo, Manpower y el Banco de la República, así como en los índices de disposición para realizar inversiones en maquinaria y equipo o incluso aumentar la contratación de personal en los próximos 12 meses.

Sin embargo, la encuesta de Fedesarrollo también señala que los hogares continúan cautos respecto a las inversiones a largo plazo, aunque con mucha menor prevención respecto a lo observado al comienzo del año.

Comerciantes más optimistas frente a 2016

En Bogotá, el sector comercial se muestra optimista respecto a la dinámica del consumo de los hogares para 2016, a los ingresos operacionales y el nivel de existencias, incluso, supera el optimismo registrado a escala nacional, según los resultados arroja-dos por varias encuestas.

En efecto, según indicó Fedesarrollo por medio de la Encuesta de Opinión Empresarial, entre enero y abril el indicador de percepción de confianza de los comerciantes bogotanos (ICCO) avanzó 12,7 p.p. y se ubicó en el nivel más alto de los últimos 18 meses, mientras que a nivel nacional avanzó 6,5 p.p. Otra señal positiva para el sector se vislumbra a partir del indicador de ‘Percepción de crecimiento de las ventas en los próximos 12 meses’, calculado por el Banco de la República. De acuerdo a este indicador, Bogotá ganó 2 p.p. entre marzo de 2015 (56,6%) y marzo de 2016 (58,6%), mientras que a escala nacional retrocedió 3,7 p.p. Por su parte, Fenalco advierte mayor expectativa en el crecimiento de las ventas por parte de los comerciantes minoristas. En Bogotá, el balance recuperó 9 p.p. desde enero en tanto que a escala nacional lo hizo en 7,2 p.p. Finalmente, se destaca el indicador de ’Intención de generación de empleo formal’ que calcula Manpower. Según este indicador, en Bogotá es mayor la disposición a vincular laboralmente más personal en los próximos meses (20%) respecto a Colombia (18%).

Bogotanos con mayor disposición al consumo

Al parecer, la restricción en el gasto, la cautela y prevención con que se manejaron las finanzas en el hogar durante 2015, están quedando en el pasado. Esos son los resultados que arrojó en abril la consulta realizada por Fedesarrollo en la capital, en particular, la Encuesta de opinión advirtió que en Bogotá, desde enero la percepción de estabilidad económica actual (ICE) ha recuperado 12,4 p.p., al tiempo que ganó 16 p.p. en el índice de expectativas (IEC) en el mediano plazo. En consecuencia, se percibe mayor disposición para la adquisición de muebles, enseres y vehículos automotores, aunque aún no se alcanzan los niveles de confianza registrados dos años atrás.

Con relación a la adquisición de vivienda, es pertinente señalar que en el marco del programa 'Pacto por la Vivienda Social', firmado entre el gobierno nacional y el distrital, se propende por el mejoramiento de las condiciones de vida de las familias bogotanas, a través de la construcción de 80 mil unidades de vi-vienda entre 2016 y 2018, en la capital y los municipios aledaños. Los anuncios se reflejaron en mayor grado de confianza y disposición a la compra de vivienda en la capital, representados en la recuperación de 21,8 p.p. en el índice calculado por Fedesarrollo entre enero y abril. También redundan en mayores ni-veles de confianza en la situación económica futura, vista como mayor demanda de trabajo y de productos de la industria nacional y mayor estabilidad económica.

Sector fabril con planes de crecimiento

Según la Encuesta de Opinión Empresarial de abril de 2016, los industriales bogotanos manifestaron más confianza en la economía. De hecho, el Índice de Confianza Industrial (ICI) avanzó 12,2 p.p. en el primer tercio del año y se ubicó en 13%, superando el nivel promedio calculado en 2015 (1,4%).

En lo corrido del año, la mayor demanda de alimentos, productos de plástico y farmacéuticos, dinamizaron el sector; adicionalmente, se espera un nuevo impulso en el corto y mediano plazo, esta vez aso-ciado al mayor consumo de bienes semidurables, como calzado y confecciones, debido a que la cotización del dólar desestimula la importación de este tipo de bienes. Por su parte, en el mediano y largo plazo se espera que la dinamización de la construcción jalone varias líneas del sector manufacturero. Es por ello que se advierte mayor disposición a la adquisición de maquinaria y equipos, así como a la vinculación de personal en los próximos doce meses, según advirtió la encuesta de expectativas del Banco de la República.

Compartir este artículo

No olvide: 
  • En abril de 2016, las expectativas de inversión en maquinaria y equipo por parte del sector fabril, se fijaron en 10,5% en Bogotá y 4,7% en Colombia.
  • En marzo de 2016, la disposición a incrementar la planta de personal por parte de los empresarios en Bogotá se ubicó en 9,9%, 4 p.p. más que un año atrás (5,9%).
  • Entre enero y abril de 2016, el balan-ce de las expectativas de ventas medidas por Fenalco para Colombia aumentó 7,2 p.p. y se situó en 48%.
Publicaciones: