Ingresos de los bogotanos son los más altos del país

Autor: 
Ana María Valencia Mosquera

En el mes de abril de 2013, el DANE presentó las cifras de pobreza monetaria y desigualdad de ingresos correspondientes al año 2012, en las cuales se observan los principales avances que ha tenido Bogotá en la materia.

tn_MAO_6795.jpg
Fotografo ODE

Ingresos de los Bogotanos son los más altos del país

En el mes de abril de 2013, el DANE presentó las cifras de pobreza monetaria y desigualdad de ingresos correspondientes al año 2012, en las cuales se observan los principales avances que ha tenido Bogotá en la materia. En julio la misma institución oficial, ya había presentado datos detallados por departamentos para analizar las disparidades regionales, en términos de pobreza y desigualdad, y cómo Bogotá sigue siendo un polo de desarrollo económico y social en Colombia.

Dentro de la metodología utilizada por el DANE, se define la línea de pobreza como el costo per cápita (por persona) de una canasta mínima de bienes alimentarios y no alimentarios que garantice un nivel de vida aceptable. En Bogotá esta línea de pobreza para 2012 se ubicó en $219,101. Ello significa que con esta cantidad de dinero, un capitalino puede adquirir los bienes y servicios básicos para no ser catalogado ‘pobre’. Como los hogares en el Distrito Capital en promedio están conformados por 3.2 personas, podemos afirmar que un hogar pobre es aquel que cuenta con menos de $701,123. Bajo este criterio, durante el año pasado 11.6% de los bogotanos reportaron ingresos inferiores a esta línea de pobreza. En otras palabras, aproximadamente 879,888 personas se encontraron en esta situación. La pobreza en Bogotá ha bajado en los últimos años de forma sostenida, pues desde 2008 esta se ha reducido 8 puntos porcentuales, pasando de 19.7% a 11.6%

Por otra parte, la línea de indigencia en Bogotá se ubicó en $95,192 en 2012, aumentando $3,652 con respecto al 2011. En la capital del país un hogar promedio de 3.2 personas se ubica bajo la línea de indigencia si obtiene menos de $304,614 para adquirir una canasta de bienes mínima que garantice un adecuado consumo calórico. A diferencia de la línea de pobreza, la de indigencia solo contempla bienes alimenticios dentro de la canasta. Aunque el porcentaje de incidencia de la pobreza extrema ha bajado sistemáticamente en la última década, aún 151,705 ciudadanos de Bogotá (2%) viven bajo esta condición.

Compartir este artículo